Páginas vistas en total

domingo, 16 de octubre de 2011

Dos tercios de los ciegos en el mundo son mujeres

14/10/2011 OMS

La población femenina es más vulnerable a padecer debilidad visual y ceguera, ya que de los 45 millones de personas ciegas en el mundo, más del 60 por ciento son mujeres y niñas, señala la Organización Mundial de la Salud (OMS).
Las principales causas que influyen en que el número de mujeres que padecen debilidad visual y ceguera sea mayor a los hombres, implican factores intrínsecos al género, medio ambientales y sociales, tales como mayor longevidad, predisposición a enfermedades visuales y menor acceso a servicios de salud.
Existen condiciones médicas prevalentes en la población femenina como las enfermedades autoinmunes (lupus, artritis reumatoide y esclerosis múltiple) que pueden causar inflamación del nervio óptico y/o sequedad del ojo.
A su vez, los cambios hormonales en la mujer también pueden provocar cambios fisiológicos y visuales, explica la doctora Nancy Muñoz, adscrita al departamento de Oftalmología del Hospital Central Militar de México.
Con el objetivo de eliminar para el año 2020 todos los casos de ceguera evitable, la OMS dispuso que cada año se celebre el Día Mundial de la Visión, el segundo jueves de octubre.
Las exigencias del mundo moderno y el estilo de vida actual someten a nuestros ojos a un elevado nivel de estrés, contribuyendo al deterioro de la capacidad visual.
Hay distintos factores de riesgo como la contaminación ambiental, la exposición a la radiación solar, el excesivo uso de pantallas, la vida sedentaria y el tabaquismo, que influyen en la vida cotidiana afectando la visión.
Por eso, es necesario acudir al médico oftalmólogo para un chequeo anual, ya que los exámenes son necesarios para mantener una visión saludable.

Para conservar la salud de los ojos, se recomienda ingerir alimentos sanos y tener una dieta balanceada, no fumar, utilizar una iluminación apropiada en el hogar y áreas de trabajo, hacer ejercicio regularmente y utilizar anteojos para uso diario que le ayuden a proteger sus ojos de los rayos UV y del deslumbramiento, que deterioran la calidad y confort visual al instante, disminuyendo la salud de la visión en el corto y largo plazo.
El daño ocasionado por la exposición prolongada a la perjudicial radiación solar es acumulativo durante el curso de la vida de una persona y por lo tanto puede contribuir al desarrollo de trastornos o enfermedades oculares graves relacionadas con la edad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario